Regresiones de sueño: 2 años

La regresión de sueño de los 2 años

Los “Terribles 2”, pueden influir en el sueño de tu hijo. Esta regresión también puede ser causada por un hito de desarrollo y seguramente veas que hay un retroceso a medida que aprende nuevas habilidades y va creciendo.

¿Qué ocurre a los 2 años?

  1. Aumenta el tiempo de vigilia a los 2 años

A medida que tu hijo crece, necesita menos horas de sueño que cuando era un bebé. La mayoría de los niños de 2 años necesitan una media de 11-12h de sueño nocturno y una siesta de 1-2h.

  • Pueden desaparecer las siestas.

Alrededor de los 2 años, algunos niños dejan de hacer la siesta. Es posible que cuando lo pongas a dormir la siesta se pase un buen rato hablando, jugando o cantando o puede que se resista y luches para que la duerma y no haya manera. Al igual que con la ansiedad de separación, esta resistencia repentina a las siestas puede venir del deseo de no quererse perder nada. También puede ser el resultado de su autoconciencia e independencia: se está volviendo más consciente de lo que quiere, ¡y en ese momento no quiere dormir!

Esta resistencia repentina a la hora de dormir la siesta hay que tratarla como una regresión, y no como algo permanente. La mayoría de los niños no abandonan por completo sus siestas hasta el 3 o 4 años. Lo mejor es mantenerse coherente con el horario y la rutina, y no tirar la toalla e intentar que la vaya haciendo.

  • Pueden aparecer los miedos nocturnos.

A los 2 años, tu hijo se está volviendo mucho más imaginativo. Esto lo convierte en un juego realmente divertido y entretenido. La mayoría de los miedos nocturnos de 2 años se desencadenan por la oscuridad y por todas las cosas que la acompañan: sombras, monstruos, etc. A esta edad, los niños pequeños son cada vez más conscientes del mundo que les rodea y estos nuevos temores nocturnos pueden desencadenarse en pesadillas.

  • Está pasando por algunas transiciones que interrumpen el sueño.

Las transiciones para esta edad son:

Transición de la cuna a la cama: Aunque yo siempre recomiendo pasados los dos años, hay ocasiones que nos adelantamos, o bien porque tu peque salta de la cuna o porque ya no cabe.

Este cambio puede dificultar que tu hijo duerma bien por la noche y siestas, ya que la nueva cama no es familiar.

Otro problema que te puedes encontrar es que gracias a la libertad de la nueva cama sin barreras comience a salir a menudo y vaya a vuestra cama.

Inicio de la retirada del pañal: Algunos padres comienzan el proceso de retirada del pañal alrededor de los 2 años. También puede que haya niños que todavía no se les haya retirado el pañal, pero son mucho más conscientes de sus funciones corporales y puede que se despierten por la mañana pronto con muchas ganas de hacer pipi porque han ido controlando sus esfínteres durante la noche. Y a esta edad, la mayoría de los niños son mucho más conscientes de la sensación incómoda que causa un pañal mojado.

Nacimiento de un hermano: este punto no aplica a todos los niños de 2 años, pero alrededor de los 2 años, algunos niños se están preparando o se están adaptando para tener un nuevo hermano. Este es un gran cambio para los niños pequeños y este cambio tan importante puede causarles mucha ansiedad.

Recuerda que la regresión de sueño de los 2 años es pasajera, y aunque te puede parecer una eternidad, no durará para siempre. Si tu hijo dormía bien, no retrocedas en sus patrones de sueño y todo volverá a la normalidad, ten paciencia.

¡Paciencia, todo pasará! Pero si te sientes perdida y no hay manera de superarlo puedes ponerte en contacto conmigo en Contacto y te cuento cómo podemos trabajar en su sueño.

¡Felices sueños!

Olga Sesé

Coach del sueño infantil

Foto: @j.vangaalen

Fuente: The baby sleep site, William Sears, Kim West.